martes, 4 de enero de 2011

Stillness of heart

Todo, absolutamente todo, parecía un viejo dejavú.

Orlando dice:
querida! Contame algo de ayer porque no me acuerdo de nada!!
LaDiosa dice:
aparte de que me dejaste parada abajo de la lluvia y te fuiste caminando a no sé dónde, no hay nada más para contar!
Orlando dice:
posta? uhhhh, que tipo malo! ¿Qué hacíamos afuera en la lluvia?
LaDiosa dice:
nos estabamos yendo, pero no conseguí remis, me dijiste "ahora vengo" y desapareciste...
Orlando dice:
uhh, nooo, perdoname!! No confíes en mi borracho
LaDiosa dice:
o sea, nunca??
Orlando dice:
no estoy siempre borracho. A veces alegre, ayer borracho.
LaDiosa dice:
ah, listo! Vos avisame, porque se ve que yo no noto la diferencia...

Por otro lado, Facundo se disculpó por no haber venido, y me prometió que la próxima vez que nos viéramos, me invitaba a tomar un trago "fuerte" ya que ahora era mayor de edad.
Estaba totalmente harta de la gente que se excusaba por todo. Necesitaba hechos.
Enzo, esta vez, recurrió a mi para pedirme un favor. Después de haber enterrado totalmente su historia con Yanina, ya no discutíamos y nuestras charlas fluían con naturalidad como antes. Él, fanático de Independiente, nunca pudo hacerse socio del club. Por esa razón, no conseguía entradas para el partido inauguración post últimas remodelaciones de la cancha. Mi tío es hincha de boca, pero como juega al tenis en ese club, es socio. Además tiene contactos en la dirigencia. Llamadito mediante, le consiguió las dos entradas que Enzo tanto quería.

LaDiosa dice:
ya tengo las entradas en mi casa, podés pasar a retirarlas cuando gustes
Enzo dice:
tu tío es un genio!
LaDiosa dice:

si, pero apurate porque la platita la puse yo, y estoy en déficit este mes, después de mi cumple!
Enzo dice:
no te preocupes, mañana cuando vengo de trabajar, las paso a buscar.
LaDiosa dice:
¿para quién es la otra entrada?
Enzo dice:
para Luis, otro fana. Voy a ir con él.
(Luis es un amigo de Enzo al que conozco desde la historia con Santiago. A él siempre le gustó mi amiga Mecha, y a ella también, pero nunca coincidieron ya que cuando uno anda soltero, el otro anda noviando)
LaDiosa dice:
bueno, entonces son dos los que me deben un lindo regalito
Enzo dice:
si, andá sumando. El de tu cumple y el de las entradas. Y la semana que viene quiero TU regalito para MI cumple.
LaDiosa dice:
tons tenemos que ponernos de acuerdo y saldar deudas ;)
Enzo dice:
cuando quieras! Es más, si querés las entradas las paso a buscar por tu depto, que te parece?

Pero la historia no siguió tan quenchi como venía. Enzo pasó tipo 9 de la noche por mi casa a buscar las entradas. Tocó timbre. Salí cual crota por mi casa, en jogging y pantuflas. Abrí la reja pero ni quiso entrar, ya que el padre esperaba en el auto. Me dió la plata, le dí las entradas y nos dimos un abrazo de despedida. Y sin más, se fue.

Enzo dice:
estás mas flaca!
LaDiosa dice:
nada que ver!!
Enzo dice:
entonces no te saques esos joggings nunca, porque te quedan re bien!

Mi fastidio cada vez era más evidente. Estaba totalmente podrida del pelotudeo constante de Orlando y del toco y me voy de Facundo. Lo que me faltaba, era tolerar que Enzo solo se haga el vivo por msn, y nunca se pusiera las pilas para hacerse cargo de todo lo que me decía.
Sin embargo, ése sábado las cosas cambiaron.
Salí con las chicas a Crow's. Yanina tomó varias copas de mas, y como es su costumbre, se puso insoportable y violenta.
- Me parece haber visto a Enzo! - me dijo, pero me costó creerle.
- ¿Lo saludaste?
- Obvio que no! No lo quiero ver ni en figuritas! Al que si vi y saludé, es a mi ex. Me parece que me voy con él... - me dijo a los gritos mientras se sostenía en mi brazo para no caerse gracias a los empujones de la gente que caminaba por el bar.
- Yani, después te vas a arrepentir! No vuelvas a caer, sabés como se pone después de verse!
- No sé, voy a ver que hago! - y me empujó para tomar envión y desaparecer entre la gente.
Me quedé a un costado hablando con Mecha, cuando mis ojos confirmaron que Enzo estaba ahí. Se acercó a saludarnos y Mecha se esfumó con alguna excusa que ya no recuerdo.
- ¿Qué te parece si te pago lo que te debo? - me dijo después de hablar un rato de las típicas formalidades.
- ¿Cómo?
- Te invito a una ronda de tekila. Esa que tanto hablamos por msn que teníamos que hacer.
- Ah, esa que dijiste que me ibas a pagar para ponerme en pedo y abusar de mi?
- Puede ser, querés correr el riesgo?
Nos acercamos a la barra y salió el ritual: sal, fondo blanco y limón. Mientras nos quedamos hablando, vi por encima de su hombro como Yanina salía del bar con su ex novio. Se suponía que eso debía tranquilizarme, sin embargo, no podía dejar de sentirme mal.
Pasó el tiempo, y nosotros seguíamos parados cual estatuas hablando de cualquier cosa. Ya estaba por confirmar que mis sospechas eran ciertas, y Enzo solo era bueno hablando, pero no haciendo. Casi se hacía de día, cuando por fin me dio un beso.
No, no me mató. Mis expectativas me desilusionaron rotundamente. Enzo, él que cada vez que hablábamos me ponía nerviosa, una de las personas en las que mas confiaba, el que con un mensaje me subía la temperatura, besaba bastante mal. Sin embargo lo quería mucho, y eso lo compensaba todo.
La noche terminó, y cuando me acosté esa mañana en mi cama, me preguntaba si había valido la pena ese beso, que encima, no lo disfruté. ¿Y si eso arruinaba nuestra amistad? ¿Y si Yanina se enojaba? Al día siguiente la llamé por teléfono.
- ¿Qué pasó cuándo te fuiste?
- Me fui con mi ex, y estabamos en su auto matándonos, cuando a mi me dieron ganas de vomitar por el pedo que tenía. Entonces él se re enojó, me dijo que estaba re cambiada, me dió un terrible sermón. Le pedí que me llevara a mi casa. Ahora tengo el estómago hecho bolsa!
- Pero no tomaste tanto.
- Es que mezclé y me cayó re mal. Acordate que desde que me operaron el año pasado no tomaba casi nada! Me re desacostumbré.
- Ah cierto... - hice una pausa y tomé coraje. - Yani, escuchame. Viste que estaba Enzo?
- Ah si, un pelotudo. ¿Qué pasó?
- Estuvimos hablando, me invitó a un tekila.
- Si...¿y? ¿Te lo besaste?
- No....si. Bah, me dió un beso, pero fue como muy cualquier cosa.
- Besa mal!
- Jajaja! Siiii!! ¿Por que no me avisaste antes?
- Bueno, asi lo confirmabas solita!! Jaja!
Por suerte, después de hablar con mi amiga, me sentía mas aliviada. No había sido tan terrible, parecía que todo estaba en su lugar.
Sin embargo, la semana siguiente hubo una sucesión de hechos que desataron la tormenta.
El martes, mientras estaba en el colegio dando clases, me llegó un mensaje de Marianela avisándome lo peor. Había fallecido su abuela. A penas pude hablar, la llamé por teléfono. Cuando salí de trabajar fui directamente al velatorio a acompañarla. Estaba destruida. En ese momento me olvidé por completo las diferencias que estábamos teniendo, las cagadas que se había mandando y como menospreciaba mi amistad. No me importó nada, y estuve toda la tarde abrazándola a ella y a su familia, sosteniéndola cuando tenía ganas de ir a verla al cajón, acompañándola a tomar aire a la calle. A la noche, cansada después del día movidito, la dejé con Yanina que recién llegaba de trabajar y con mi ex compañero que también había ido a consolarla y me escapé a la facultad a aunque sea dar el presente.
No sé si Marianela valora estas cosas. No sé si ella recuerda que junto a ella pasé miles de momentos hermosos, pero también todos los malos. Tampoco me importa que se haya olvidado, sé que volvería a hacerlo porque asi lo sentí. Pero me duele en el alma que hoy en día las cosas hayan cambiado tanto. Y me duele el doble escuchar que hasta habla mal de mi.
Después de ese día, las cosas cambiaron bastante. Ella se puso de novia con mi ex compañero y dejó de vernos a Yani y a mi. Nosotras respetamos sus tiempos y sus ganas de estar junto a él y a su familia después de un momento difícil como el que vivieron. Quizás fue un desencadenante, y las cosas venían mal hace rato, desde que los códigos entre nosotras se rompieron. Pero Yani siempre me dice que hubo algo más, porque con ese criterio entre ellas dos no pasó nada y sin embargo hoy Marianela nos resulta una completa desconocida para ambas.
Y aunque todavía faltaba recibir otra mala noticia, ese fue el primer hecho que rompió la calma. Seguramente ella dirá que no supe contenerla...

...yo sólo sé, que así fue como perdí a una de mis mejores amigas.

12 comentarios:

  1. quiero saber más.
    ya a la lista de 'nose si te soporto' en la que solo estaba Facundo. se sumo Mari.
    y creo que Orlando también.

    por otro lado: ¡qué bajon, que un chabon bese mal!

    ResponderEliminar
  2. noo que garrooonnn :S :S bueno pero tenias a yani, es horrible cuando perdes a tu unica mejor amiga (Y) me paso dos veces, las dos por chongos (Y)

    ResponderEliminar
  3. Imperdonable, Diosa, que un hombre no sepa abrir la puerta del deseo con lo que es más importante para la mujer que cualquier caricia: el beso.
    ¿Más malas noticias? ¡Uh!

    El Profesor

    ResponderEliminar
  4. Coincido con el Profe...

    Por otro lado, te re entiendo en lo de tu amiga. Con una de mis mejores amigas me distancie hace un tiempo y la verdad que me parece mentira. Pero cuando la amistad y la confianza se rompen, nunca mas vuelve a ser igual.

    Besos Diosingui! Nos vemos en Sanber? jajaja quien sabe!

    ResponderEliminar
  5. Diosita, horrible que un tipo bese feo!!!
    El Profe lo escribe hasta con poesía!!! :)

    Ahora, me apena que una amistad así se haya destruído, pero a veces es lo mejor. Aunque me jode mucho cuando hablan mal de alguien.
    Y más si fueron amigas.

    Cuando me alejé de Laura, de mi boca no salió nada malo. Con mis amigas hablábamos de ella, pero el tema era que mis amigas también fueron suyas y por ende, habían vivido lo mismo que yo.

    En fin, vos obraste bien.

    Si por las noches dormís en paz y tu conciencia no te vuelve loca, y tus afectos saben que hiciste las cosas bien, entonces relajate y disfrutá del día a día!!!

    Besotes Diosiii!!!!

    ResponderEliminar
  6. Diosa, recien vuelta de las vacaciones me puse al día con tu historia y me dejaste más que intrigada.
    Qué tema el de Marianela, "cortar" con amigas es una de las peores situaciones :/

    Besote, mujer.

    ResponderEliminar
  7. Un año atrasada estoy con tu blog! (tuyo y unos cuantos!) Prometo ponerme al dia =P.

    Por lo que pude entender, te sentiste menospreciada por tus amigos... y eso es algo que entiendo, demasiado bien.

    ResponderEliminar
  8. Es re feo cuando perdes a una mejor amiga! :S Pero bueno si paso , sera por algo, todo tiene un porque :S

    Por otro lado que bajon que el chico bese mal :S

    Quiero saber mas de esta historiaaaa!
    Saludos

    ResponderEliminar
  9. Con los chicos creo que a muchas les pasan cosas similares!
    Mis amigas me atolondran la cabeza con sus ex que las usan un rato y después "Nos vemos en París".Después terminan llorando cuando vos ya les habias avisado como iba a ser la cosa.
    Por otro lado,es horrible perder a una amiga
    y vos seguís presente que linda mina que sos.
    Si lo hacés debe se porque la querés y te juro que admiro la facilidad que tenés de separar la tensión que hay entre ustedes y acompañarla en un momento tan doloroso.Te admiro porque yo no podría bajo ningún punto! Pensaria: "Ultimamente no le doy pelota por forra, ahora me voy a ir a hacer la amiga? No, le mando un mensaje diciendo "lo siento mucho" así seco y listo"
    concluyo que la mina mas forra que soy yo :|
    Besos!

    ResponderEliminar
  10. Primero que nada VOLVEEEEEEEEEEEEEEE!
    Y segundo te djé algo en mi blog apra vos Diosa, un premio porque te lo mereces!

    ResponderEliminar
  11. Dale Diosa, volvééééé!!!!!

    Besote nena!!!!

    ResponderEliminar